El circuito de Thakhek

Mujer bañando niño

Habían sido 3 largas jornadas desde Nong Khiaw bajo la lluvia y expuestos al frío, pero Belén y yo habíamos llegado por fin a Thakhek, la primera gran ciudad al sur de Laos. La ciudad en sí no tiene mucho, pero por los alrededores se pueden visitar varias cuevas y disfrutar del paisaje kárstico. Descansamos debidamente en un hostal a las afueras y al día siguiente alquilamos una moto para hacer parte del circuito de 3 días recomendado. Continue reading

Tras la tempestad, viene la calma

Eran las 6 de la mañana del día en que había decidido irme de Luang Prabang y aún estaba dudando qué hacer. Anya y Liam se habían ido el día anterior de camino a sus respectivos países. La pobre Elena se había puesto mala, pero yo estaba deseando irme de allí y Casey y las finlandesas habían llegado el día anterior y le hacían compañía. Tenía dos opciones: tirar hacia el sur y salir de una vez por todas de Laos o tirar hacia el norte para explorar zonas menos turísticas, los pueblos del norte de Laos. ¿Qué clase de viajero sería si en vez de explorar el mundo saliera huyendo de los países que no me gustan? Como descubriría más adelante en Camboya, el problema no es el país o la gente, el problema es que siempre hacemos lo que los demás ya han hecho porque tenemos miedo a perdernos de verdad o a que nos pase algo. Así que al final no vivimos nuestras propias experiencias, sino la copia comercializada de la experiencia de otras personas.

6:30AM, mochila a la espalda, algo para desayunar por el camino y una caminata de 2 horas fuera de la ciudad para hacer autostop. Dirección: Norte. Continue reading

Vang Vieng, aprendiendo el camino

Paisaje en Vang Vieng: formaciones kársticas

Vang Vieng, un pequeño pueblo en la ruta entre Vientián y Luang Prabang que ha cambiado radicalmente con los años pasando de ser un lugar de paisajes idílicos hace 10 años a una posterior época de drogas y alcohol sin control que terminó hace un par de años cuando la policía empezó a cerrar bares a punta pala. Ahora los paisajes siguen siendo los mismos, pero monetizados hasta la exageración, y el ambiente joven y festivo de mochileros es más moderado, aunque intenso (similar a Pai en Tailandia). Por cierto, en Laos hay toque de queda a las 23:30 para todos los comercios (aunque algunos pagan a la policía para que haga la vista gorda).

Sería en este ambiente en el que cambiaría la forma de plantearme el viaje.

Continue reading